La Radio como negocio, y arte (I)

A raíz del magnífico artículo de mi profesor de radio, Ángel Faus, que publiqué en esta web ¡el año pasado!, las redes sociales comenzaron, además de a ensalzar las reflexiones, por atinadas, a defender la identificación de ‘Radio’ con ‘Arte’; como si esta asociación de conceptos invalidara -¿por incoherente?- otro emparejamiento singular como es el de ‘Radio’ y ‘Negocio’.

Carlos Alsina y Javier del Pino juntos, en los Ondas:
dos de los pocos periodistas de radio que arriesgan y han ganado...

Los mercados publicitarios, que son en definitiva los que mantienen la radio en España, porque nadie, históricamente, ha pagado por ella (conviene recordarlo, y tenerlo muy presente) se contrajeron como consecuencia de la crisis económica. Y los gestores de las diferentes empresas radiofónicas comprobaron cómo los ingresos que les permitían mantener una estructura profesional en esas emisoras locales iban reduciéndose peligrosamente. Tanto que, finalmente, y en algunos casos, en función del ‘desastre’, decidieron despedir al personal, unificar programaciones locales con provinciales o regionales, y hasta –en el peor de los casos- vender la emisora a terceros para evitar las pérdidas.

La radio necesita un apoyo
financiero si quiere existir
Personalmente, soy de la opinión de que toda frecuencia es rentable, si se sabe hacer bien. Tener una emisora de radio es, como he oído en boca de nombres reputados en la profesión, “garantizarte la jubilación”. Y no es para menos. Pero prosigamos la historia…

Ante una situación como ésta, de penuria económica, publicitaria y financiera, los responsables de las grandes cadenas, en Madrid, decidieron acometer una profunda –y desde luego traumática- reestructuración de su compañía, y pusieron en marcha, para ello, una estrategia a mi modo de ver equivocada: decidieron quitarse lastre, sin darse cuenta, sin ser conscientes de que el personal –el talento en definitiva- no podía equipararse de ninguna manera con el concepto lastre. Muy al contrario, ese pretendido lastre del que querían prescindir para sanear sus cuentas de resultados era el que mantenía la empresa donde estaba, en el nivel de calidad, credibilidad y confianza que les había situado en el lugar que ocupaban.

Y para desarrollar esta estrategia, abandonaron otra: la de promocionar dentro de las empresas de radio a los periodistas –conocedores profundos del producto y, en muchos casos, del oficio- hasta convertirlos en gestores. No digo yo que esto resulte la panacea, pero por lo menos esta estrategia demostraba preocupación de los directivos por la calidad del producto. La nueva estrategia priorizaba la rentabilidad –también la supervivencia en algunos casos- frente al producto, que se empezó, inevitablemente, a descuidar.

Los ingresos por publicidad garantizan la
supervivencia de los medios que dependen
exclusivamente de ella
Y la situación de deterioro progresivo del producto de las grandes cadenas en estos niveles de emisoras locales –y no sólo en este ámbito- degeneró en despropósitos tan evidentes que hasta la antena se ha resentido en muchos casos con profesionales junior que aspiran, sin conocimientos, ni bagaje, ni contactos, a ocupar el puesto de un profesional senior, que hubiera garantizado, de continuar, un trasvase entre generaciones mucho más tranquilo, y eficaz, a imagen y semejanza de lo que ha sucedido hasta ahora en todas estas grandes referencias de la radio española. No hace falta subrayar aquí la trayectoria impecable, hasta ahora, de la Cadena SER, la que siempre consideraré mi casa, que ha evolucionado, desde hace más de noventa años, con una muy alta consideración de la calidad del producto ofrecido, tanto es así que, hoy día, su liderazgo sigue siendo certificado por el EGM, ola tras ola, sin que todavía exista alternativa seria que pueda alterar este statu quo.

Este período de crisis económica, y el consiguiente efecto negativo que ha producido en las grandes cadenas, será con toda probabilidad, el que más secuelas deje en las diferentes marcas que aspiran a seguir liderando el escenario radiofónico patrio.

Qué pena de primer plano del staff directivo en 
los Ondas ante las palabras de Javier del Pino
Hace un par de meses, en la ceremonia de entrega de los Premios Ondas, en Barcelona, el periodista Javier del Pino, director y auténtico alma mater del programa del fin de semana “A Vivir que son dos días”, con la plana mayor de sus jefes, incluido Juan Luis Cebrián, el gran responsable del desaguisado sufrido por esta casa, sentados en la primera fila, se atrevió a decirles a la cara, al recoger su caballo alado, que “hay muchas empresas que se desprenden de gente que vale mucho y la cambian por gente que cuesta poco”. Por si fuera poco, Carlos Alsina, después, les dedicó un sentido publirreportaje sobre las excelencias de Onda Cero que según algunos confidenciales llegó a molestar, por la descortesía, a los gerifaltes de Prisa. Es posible… conociendo la vehemencia en que se mueven algunos de sus (i) responsables…

¿O parece adecuado, en RNE, la otra gran escuela de radio de este país, desprenderse de todo el talento acumulado en la casa, con aquel infausto ERE de 2007, que propició la salida de profesionales como Julio César Iglesias, Manolo Ferreras, Guillermo Orduna y demás nombres, que desaparecieron de la Casa de la Radio, en Prado del Rey, de un día para otro, como prejubilados de oro, si atendemos a su trayectoria profesional. ¡Qué gran e imperdonable desperdicio!

Julio César Iglesias, sin duda, uno de
los grandes de la radio contemporánea
Seguro que hay alguien que, leyendo estas líneas, cree que mi postura alberga odio hacia quienes decidieron amortizar mi puesto (¡qué forma más elegante de hablar de una desgracia tan repetida en estos últimos años en España!). En absoluto. Y no sólo porque el odio no hace más que arruinarte la vida, y reconcomerte por dentro,  sino porque no resulta práctico, ni por supuesto inteligente. Pero creo que las cosas podían haberse hecho de una manera diferente y, sinceramente, más eficaz.

La crisis económica diezmó, es cierto, los ingresos por publicidad de los grandes grupos de comunicación que mantenían sus radios. Pero es igualmente cierto que los principales accionistas priorizaron sus márgenes a costa de desprenderse de miles de trabajadores que eran no sólo los que mantenían el negocio, sino los que lo hacían grande. Este segundo concepto también fue amortizado y, por lo visto, el primero también.

El talento, la experiencia, debe convertirse, en las empresas inteligentes, que realmente lo primen, como se defiende en los cursos de formación que recibí en la misma empresa que prescindió de mí, en el cemento del puente que garantice el paso natural entre generaciones. Y hay figuras jurídicas para prejubilar, en parte, a profesionales para que se dediquen a servir de apoyo (formación) a los jóvenes profesionales que van a sustituirles. Hablo de los viejos redactores jefes, que, con un carácter algo avinagrado por el paso del tiempo y las vivencias acumuladas (de todo signo), servían de referencia a los que llegábamos de nuevas a las redacciones con unas ínfulas que nos duraban, en el mejor de los casos, un cuarto de hora, antes de sentirnos totalmente desamparados…

'Lou Grant', una serie de televisión sobre
periodistas que ha perdido muchos
de sus personajes hoy en día
Soy un absoluto convencido de que la radio es un arte, incluso de que es más oficio que profesión. Aunque también, en este permanente debate, aplaudo una buena formación en comunicación, más amplia, para construir una base sólida gracias a la cual afrontar los retos futuros con mayor eficacia. Dicho esto, también creo en la compatibilidad de radio y negocio. No nos olvidemos de que si los profesionales pueden demostrar su capacitación, y transmitir credibilidad a quienes les escuchan, es gracias a la concurrencia de la publicidad. Y en reiteradas ocasiones he abogado en esta web por asumir el hecho comercial con absoluta naturalidad, y profundo respeto y admiración hacia los compañeros que la comercializan; porque gracias a ella se puede hacer buen periodismo en radio. Y no es una frase gratuita fruto de la improvisación ante un papel blanco, no! A lo largo de la historia, todos los que somos oyentes de radio hemos vivido momentos absolutamente trascendentales que nos han reconciliado una y otra vez con nuestra militancia, activa o pasiva, por el medio.

El cierre de Punto Radio:
un fracaso en la gestión
Es responsabilidad de los gestores garantizar el escenario de libertad necesario para ejercer el oficio con éxito. Jesús de Polanco sabía mucho de esto. Y es su responsabilidad también reconocer el trabajo de quienes hacen, día a día, hora a hora, minuto a minuto, la radio, la buena radio. Y proteger ese talento gracias al que obtienen sus beneficios como accionistas de la compañía. ¿Radio es igual a negocio? ¡Sí! Pero en la misma medida en que también es un arte, un oficio artesano… Una identificación y la otra no sólo pueden convivir. Es que, si no hay negocio, no hay radio. Éste es uno de los principales escollos del progreso y consolidación de la radio online, que no termina de vertebrar su estructura como negocio.

Concentraciones de trabajadores de la radio
española protestando por los despidos
de sus compañeros
Se podía haber hecho de otra manera. De entrada, con un mayor respeto por las formas. En la cadena SER, me consta porque así lo he percibido, todo el antiguo staff directivo, ya fuera de Gran Vía la mayoría, critica la estrategia con dureza, porque son conscientes del precio tan alto que se ha pagado y cómo se ha quedado la casa, “hecha unos zorros”. Y las voces no sólo se oyen desde fuera…

Quienes han llevado a la radio a la actual “situación terminal sin entender en qué trabajan ni qué les espera en la gran avenida digital recién inaugurada en la que los últimos veinte años son solo un día y el podcast ni siquiera una nota a pie de página" –como mantiene con tanto acierto como dolor el profesor Faus- no pueden sentirse orgullosos de nada. Son unos fracasados que intentan revertir su imagen por la de unos grandes gestores, sin darse cuenta de que, por mucha cultura que aireen, en el fondo no son más que unos pobres –y peligrosos- urdidores de su propia supervivencia en el puesto. Y algunos, es triste, van y lo consiguen… 

Continúa...

Tambien te puede interesar:

slider 7451314546612164070

Publicar un comentario

emo-but-icon

RECUERDO A EUGENIO FONTÁN EN 'NEUDC' (RNE)

'DISCULPEN QUE LES HABLE DE TOLENTINO'

'DISCULPEN QUE LES HABLE DE TOLENTINO'
Clica y amplía información

JULIA OTERO: PREMIO ALONSO VICEDO'2017

JULIA OTERO: PREMIO ALONSO VICEDO'2017
Clica y amplía información

FALLECE EUGENIO FONTÁN (D.GRAL DE LA SER)

FALLECE EUGENIO FONTÁN (D.GRAL DE LA SER)
Clica y amplía información

PUESTA DE LARGO DE CUONDA (#PODCAST)

PUESTA DE LARGO DE CUONDA (#PODCAST)
Clica y amplía información.

EN MARCHA LA EDICIÓN NÚMERO 20 (AIMC)

EN MARCHA LA EDICIÓN NÚMERO 20 (AIMC)
Clica y amplía información

LA RADIO DIGITAL SE EXTIENDE POR EL MUNDO

LA RADIO DIGITAL SE EXTIENDE POR EL MUNDO
Clica y amplía información

TWITTER AUTOR

ESTRENAMOS BLOG EN ESIC BUSINESS & MK

ESTRENAMOS BLOG EN ESIC BUSINESS & MK
Clica y amplía información

CARLOS ALSINA Y LOS 'GURÚES DE LA RADIO'

CARLOS ALSINA Y LOS 'GURÚES DE LA RADIO'
Cita a Gorka Zumeta y Radiochips en "La Cultureta" (Onda Cero Radio). Clica la foto

GORKA ZUMETA EN SPAINSKILLS 2017

27.02.2017. Gorka Zumeta coordinó y presentó los actos de una nueva edición de las SpainSkills 2017, organizadas por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, y desarrolladas en Ifema, en las que más de 300 estudiantes de FP de toda España compitieron por la excelencia.

GORKA ZUMETA EN INTERSICOP 2017

19.02.2017. Gorka Zumeta coordinó la comunicación y presentó los eventos de las actividades desarrolladas por la CEEAP (Confederación Española de Empresarios Artesanos Pasteleros), en el marco de la Feria Intersicop, celebrada en Ifema (Madrid), del 19 al 21 del pasado mes de febrero.

GORKA ZUMETA EN RNE, CON MENÉNDEZ

GORKA ZUMETA EN RNE, CON MENÉNDEZ
Clica y escucha la entrevista

13.02.2017. Gorka Zumeta fue uno de los invitados de Alfredo Menéndez, en “La Mañanas de RNE”, el pasado 13 de febrero, Día Mundial de la Radio. El editor de esta web participó junto con los corresponsales de RNE en Londres, París y Berlín en un espacio dedicado a la radio que se hace en estas capitales europeas, a las que intentó añadir el retrato de la radio española.

GORKA ZUMETA EN SPAINMEDIA RADIO

GORKA ZUMETA EN SPAINMEDIA RADIO
Clica y amplía información

El editor de esta web entrevistado en un podcast

“Confío en que los podcast, a futuro, sumen nuevos oyentes a la radio”

17.01.2017. Gorka Zumeta ha sido el invitado del programa “Forbes Daily”, de Spainmedia Radio, dirigido y presentado por Sergio F. Núñez, para hablar del ‘Universo Podcast’.

LA RADIO EN 2020 ¿FUTUROLOGÍA?

LA RADIO EN 2020 ¿FUTUROLOGÍA?
Clica y amplía información

LAS RADIOS DEL MUNDO A UN CLIC

LAS RADIOS DEL MUNDO A UN CLIC
Clica, viaja por el mundo y elige tu radio
item