José Ramón de la Morena no ha dicho 'no' a su marcha de la SER

Las circunstancias parecen favorecer un cambio de aires del director de “El Larguero, su fichaje por Onda Cero y su relevo generacional en la SER

El Larguero” se estudia en las universidades como caso de éxito

Hace casi treinta años que en las noches de la Cadena SER, allá por la medianoche (hora de grandes programas en la historia de esta cadena de radio) suena una canción de Benito Moreno que han tarareado, con desigual fortuna, millones de oyentes. Una canción que, allá por los inicios de “El Larguero”, cuando un joven José Ramón de la Morena se la propuso a su jefe, Alfredo Relaño, hubo sus más y sus menos a la hora de darla por buena. Pero es que aquel joven de pueblo, de Brunete (Madrid), que estaba a punto de cumplir los treinta y tres años cuando comenzó el programa, iba a revolucionar las noches deportivas de la radio española. Y apostaron por él, especialmente Augusto Delkáder, el nombre providencial que llegó a Gran Vía 32, procedente de Miguel Yuste 40, donde se encontraba ‘El País’, sin tener ni idea de radio. Pero tenía el olfato de un elefante africano (que poseen casi dos mil genes olfativos receptores, y les convierten en animales con un sentido del olfato cinco veces más desarrollado que el de los seres humanos). Éste era, y seguirá siendo, Delkáder.

Nuestros gestos descubren muchos más secretos que nuestras palabras (Imagen 1)
Cuando “El Larguero” echó a andar faltaban tres temporadas para que Prisa absorbiera Antena 3 de Radio. O sea, para que José María García, el entonces ‘rey de las noches deportivas’, se quedara en el paro. Él fue, como Antonio Herrero y Luis Herrero, entre otros, uno de los que decidió poner tierra de por medio con el nuevo dueño, Prisa, liquidar y marcharse a la Cope, que les recibió (a él y a Antonio Herrero) con los brazos abiertos. Les llegaba un rey destronado, en busca de un nuevo reino y los obispos estaban dispuestos, y encantados, de proporcionárselo. García tenía 45 años cuando el “advenedizo” de De la Morena asumió el programa deportivo de medianoche en la que fue su primera casa, la SER. Le miraba de reojo. García, un tipo muy inteligente, sabía que los tronos no son eternos. Pero entonces el suyo no sólo era fuerte, sino el más fuerte, el líder.

José Ramón de la Morena sumó a su objetivo, además de la lógica aspiración al liderazgo, entonces tan aparentemente lejana, otro: rejuvenecer la audiencia de la SER. La audiencia de las radios convencionales españolas necesitaba un revolcón importante. Y la cadena radiofónica de Prisa iba a dar en el clavo con Joserra, Paco González en “Carrusel Deportivo” y Javier Sardá en “La Ventana”, que se incorpora en la temporada de 1992-93, procedente de Radio Nacional de España, donde presentó su último año “La Bisagra”, en las mañanas de la pública. Aquello funcionó, y los jóvenes, oyentes habituales de Los 40 Principales, encontraron en el deporte de estos jovenzuelos un cordón umbilical que les llevó a descubrir la SER, la hermana mayor de Los 40.

"Podría ser" -le reconocíó Joserra a Buenafuente-.
¿La SER ya no tiene tanto interés en retenerle?
 (Imagen 2)
De la Morena ofreció algo totalmente diferente a lo que García representaba. Si Butano ejercía el poder omnímodo gracias a sus sólidas fuentes y su periodismo de investigación y denuncia, partiendo por tanto de un modelo que apostaba por la seriedad de la información deportiva, cubriéndola con la misma pátina que acompañaba a los informativos, el de Brunete decidió orientar su “Larguero” hacia la intrascendencia del deporte. “Yo pensaba que la gente ya se acostaba todas las noches con sus problemas, como para que yo les sumara más” –reconocía en el programa de Andreu Buenafuente, en Movistar +, hace unos días. “El Larguero”, así, nació amable, cercano, cómplice, cariñoso, frente al micrófono adusto de García. De hecho ‘el Rey’ entendió como un insulto que aquel tipo le quisiera plantar cara haciendo “un show” en lugar de un programa de radio. Y probablemente, en aquel contexto histórico en que se movían entonces, finales de los 80, principios de los 90, el juicio de García sería el acertado. Por eso De la Morena representaba la frescura, en todos los sentidos, frente a un García ¿invencible?

José Ramón de la Morena criticaba el ‘mundo García’, lo que representaba, el periodismo que hacía, y sobre todo cómo lo hacía, las triquiñuelas que empleaba y el enorme poder que encerraba. El objetivo a batir, estaba claro, era García. Era una sokatira entre la SER y la Cope, representadas por generaciones de periodistas diferentes, que utilizaban metodologías y formatos muy distintos. García era él y su circunstancia. Sus monólogos derribaban ministerios. Sus colaboradores le miraban desde abajo, en escorzo. Joserra apostó por un programa coral, en que su equipo se reía con él, y de sí mismo. ¿Cómo podía triunfar aquel pic nic que organizaban en la SER?, pensaría García al escucharlo. Porque lo escuchaba. Lo escuchaba todo. Se lo grababan y le hacían informes sobre el programa del de Brunete. García no improvisaba. Nunca lo hizo.

Buenafuente guardaba la pregunta de su posible salida de la SER para el final, "voy a sacar el periodista que llevo dentro", dijo
García 45 años, De la Morena 33. Éste fue el comienzo. Pero no sólo pertenecían a generaciones distintas. O, mejor dicho: porque pertenecían a distintas generaciones tuvieron audiencias diferentes. García, cuando llegó Joserra ya estaba, y tenía su corralito. Pero el nuevo tuvo que granjeársela. Y su lenguaje, campechano, casi aldeano, captó no sólo a los desencantados de Butano, sino también a los que se acercaban por primera vez a la información deportiva en la radio en aquellos años. Era, pues, una audiencia mayoritariamente joven, en algunos casos incluso juvenil (aunque el horario no fuera el más apropiado). Y ocurrió lo que se veía venir: en 1994 “El Larguero” consiguió superar por primera vez el millón de oyentes en el EGM y en la primera oleada de 1995 De la Morena logró desbancar a José María García de un liderazgo que ostentaba ¡¡desde 1973!! La distancia se fue ampliando, hasta llegar a un tope de 1.600.000 oyentes en 1997.

Pero el tiempo pasa para todos. Para García, que se retiró en 2002 a los 58 años de edad, y para De la Morena, que el próximo noviembre entrará en el exclusivo club de los sesentones. Y con él, gran parte de sus oyentes. Ese proceso de rejuvenecimiento de la audiencia que él –el deporte en general- propició desde la Cadena SER y del que ésta tanto se benefició, casi treinta años después de aquella “Ventana del deporte” (el primer nombre que adoptó el programa encargado por Relaño a Joserra y a Michael Robinson y que sustituyó a Julio César Iglesias) ya ha ‘caducado’. La mayoría de sus oyentes hoy son cuarentones, cincuentones y, como él muy pronto, sesentones. Si lo miramos desde el punto de vista cronológico, García abandonó los micrófonos antes que Joserra, que tiene fuerzas –dice- para seguir. La cuestión es dónde.

José Ramón de la Morena con sus excompañeros Paco González y Pepe Domingo Castaño departiendo con los entonces Príncipes de España, en abril de 2010. Eran otros tiempos...
En junio concluye su contrato y se queda ‘libre’ para elegir. Diferentes medios han publicado que Onda Cero podría estar interesada en ficharle para reflotar sus maltrechos números rojos de audiencia, tras la marcha de Carlos Herrera a la Cope. Algunos se han atrevido a afirmar que ya se han producido contactos entre Joserra y directivos de la cadena radiofónica de Atresmedia. Rumores o noticias sin confirmar al margen (en las que nunca me ha gustado entrar), esperaba alguna comparecencia pública de Joserra para intentar entender entre líneas los movimientos que pueden producirse en los próximos meses. Y se ha producido. En la noche del pasado 7 de abril, De la Morena fue uno de los invitados del  late night de Andreu Buenafuente. Y dijo esto (clica y escúchalo).


"El Larguero" es
su gran creación
¿Los gestos del adiós?

El primer plano (imagen 1) de José Ramón de la Morena tomado tras la pregunta de Buenafuente -¿es verdad que te puedes ir de la SER?”- es suficientemente elocuente de la situación: mirada hacia abajo (evita mirar a los ojos a su interlocutor para no mostrar la verdad), reflexiva, rostro meditabundo, preocupado, probablemente turbado por la pregunta a bocajarro de Andreu, que debería haber previsto, por otra parte. Si no hubiera ni un atisbo de duda respecto a su renovación por la SER, José Ramón se hubiera mostrado tajante, negándola, por supuesto. 

En la siguiente captura del vídeo (imagen 2)  continúa la mirada cabizbaja, pero la boca se frunce y se encuentra casi con la nariz. El gesto subraya la probabilidad existente de varias alternativas en la toma de una decisión. El momento coincide cuando, tras reconocer que su contrato vence a final de temporada, dice “podría ser, sí en referencia a la posibilidad de que abandonara la cadena en la que ha crecido profesionalmente. Su recurso de salida del brete fue el humor. “¿estás estudiando?” –le preguntó Buenafuente, en referencia a la supuesta oferta-, a lo que Joserra respondió: Hace tiempo que terminé la carrera”. Pero las cámaras ya habían registrado su comunicación no verbal.


No sólo sus palabras –en las que no niega tajantemente el rumor (como ya hizo antes), e incluso habla de que “podría ser”- sino también su comunicación no verbal –sus gestos-, me llevan a pensar que marcharse de la SER es una opción que maneja. Real. Posible. No ha sido la primera vez que le ha vencido el contrato, pero las renovaciones se han producido en silencio, sin hacer ruido mediático. Sin embargo, su edad y los resultados de audiencia de “El Larguero” (que se encuentra lejos de su cota histórica y en torno al millón de oyentes, con tendencia negativa), que sufre un desgaste evidente y que, tras casi treinta años es inevitable, por muy buen profesional que seas –que Joserra lo es- bordear la rutina y caer en tu propia reiteración, o cansancio, pueden provocar varios efectos.

De la Morena con Cristiano Ronaldo en la edición
especial del vigésimo aniversario del programa,
celebrado en el año 2009, en Madrid
Por una parte, en la SER están pensando en el relevo. Siempre se piensa. El medio y el largo plazo es algo que está permanentemente en la cabeza de un directivo que tiene que luchar por mantener el liderazgo en el sector. El de Brunete es el mayor en edad de los grandes comunicadores de la cadena de Prisa, que andan, de media, por la cincuentena. Sin necesidad de poner nombres de los que ya se integran en este club, podemos fijarnos en los ‘más jóvenes’: Jesús Gallego (“Carrusel Deportivo”), Macarena Berlín (“Hablar por Hablar”) –que debería estar en las quinielas de sus jefes para promocionarse, por lo bien que lo está haciendo todo- o Pedro Blanco (“Hora 25”) –al que recientemente le he dedicado un podcast que está llamado, como Macarena, a mayores gestas. No considerarlo así por parte de los directivos de la SER sería de ciegos…

Por otra parte, nadie se engaña si se analiza la progresión de la audiencia de “El Larguero”. El programa pierde fuelle. La audiencia bordea el millón de oyentes y pronto estará por debajo. Veintisiete años, para un solo comunicador, es mucho tiempo y un cambio supondría un revulsivo que habría que tomar en positivo. Si esto sigue así, habría que pensar en hacer cambios. Y la marcha de Joserra, desde el punto de vista de los directivos de la SER, podría hasta convertirse en una ventaja, salvo que no hubieran tomado en consideración, e incluido en su agenda, la fecha del final de su contrato, para pensar en el relevo, y la marcha de Joserra les pillara por sorpresa. En este caso tendrían un problema.

El periodista del flexo
José Ramón de la Morena, por otra parte, no es ajeno a todos estos movimientos, y los apoyos que tenía en la SER, aun siendo importantes todavía, hoy tienen menos peso específico en la toma de decisiones dentro del nuevo organigrama. Sabe la edad que tiene, y el recorrido que puede tener, o está dispuesto a asumir (si le dejan…). Su situación, en este punto, es similar a la de Carlos Herrera. Onda Cero puede significar su última gran oportunidad, su último contrato. Pero cambiar de casa, e intentar llevarse a sus oyentes, y retener a los que ya están, es un reto muy ambicioso y complicado. Para valientes y aguerridos. La película de De la Morena, visto así, podría compartir argumento con la de García, que terminó su trayectoria profesional en Onda Cero, entonces propiedad de Telefónica. Pero que nadie espere que el anuncio se produzca antes del final de su contrato. Hay que mantener los tiempos y la debida cortesía, tanto de un lado como de otro. Lo contrario sería una filtración interesada.

¿Y qué ocurre con Onda Cero? Está claro que necesita dar un golpe de efecto mediático, necesita mostrar músculo –y lo tiene-. Atresmedia es uno de los grupos de comunicación más sólidos del panorama español. Hasta ahora, en el ‘Caso Herrera’ ha ido de víctima y necesita tomar la iniciativa. José Ramón de la Morena constituiría un fichaje de relumbrón, con posibilidades, reales, de mejorar sus resultados de audiencia, aunque en la última etapa de su recorrido profesional. No será –intuyo- un contrato tan millonario como el del almeriense. Pero, para Onda Cero, y para el propio De la Morena, será una buena oportunidad para recuperar posiciones y visibilidad.

De la Morena y García, enfrentados en otra
época, han limado hace poco sus asperezas
Las circunstancias, pues, apoyarían un cambio de aires de José Ramón de la Morena. A la SER, si tiene recambio, le vendrá muy bien su marcha (si no, no haría más que retrasar el relevo –o también preparar a alguien para ocupar la dirección de “El Larguero”, es cierto-, pero el relevo es inminente, en cualquier caso, simplemente por cuestión de edad…). La SER no ha tenido nunca problema en crear a sus propios comunicadores, porque quienes decidían apostaban por ellos. Es el camino. Fichar a periodistas mercenarios, al mejor postor, impide que se sientan del equipo. A Onda Cero le vendría muy bien como estrategia radiofónica ¡y mediática! No lo olvidemos. No estoy de acuerdo tampoco con los agoreros que mantienen que Joserra es una estrella en decadencia. A ver quién es el artista que mantiene el liderazgo tanto tiempo, sólo García, que también perdió apoyos al final de su carrera.

Es ley de vida. Y hay que estar preparado. María Dolores Dancausa, cuando fue nombrada Consejera Delegada de Bankinter, hizo un curso en Harvard destinado a CEO ’s recién nombrados, y uno de los primeros ejercicios que tuvo que preparar fue su discurso de jubilación. Una auténtica cura de humildad. A muchos, en la radio, este ejercicio les vendría muy bien.

Tambien te puede interesar:

slider 7653704280533428981

Publicar un comentario

emo-but-icon

PODCAST 'EL REPORTAJE': SEVERINO DONATE (SER)

EL REPORTAJE EN RADIO: SEVERINO DONATE (SER)

EL REPORTAJE EN RADIO: SEVERINO DONATE (SER)
Clica y amplía información

LOS PODCASTS DEL EDITOR DE ESTA WEB

LOS PODCASTS DEL EDITOR DE ESTA WEB
Clica y amplía información

CONFERENCIA "DECONSTRUYENDO LA RADIO"

CONFERENCIA "DECONSTRUYENDO LA RADIO"
Clica y visualiza los primeros 30 minutos

GORKA ZUMETA ESTRENA PODCAST EN ESIC

GORKA ZUMETA ESTRENA PODCAST EN ESIC
Clica y amplía información

12-DIC: LA SER SE LLEVA LOS ONDAS A SEVILLA

12-DIC: LA SER SE LLEVA LOS ONDAS A SEVILLA
Clica y amplía información.

'IMPRESCINDIBLES' DEDICADO A LUIS DEL OLMO

'IMPRESCINDIBLES' DEDICADO A LUIS DEL OLMO
Clica y visualiza el documental

EL 11 NACE LA AUTONÓMICA 'Á PUNT'

EL 11 NACE  LA AUTONÓMICA 'Á PUNT'
Clica y amplía información

PEPE DOMINGO, PREMIO 'BRAVO' DE RADIO 2017

PEPE DOMINGO, PREMIO 'BRAVO' DE RADIO 2017
Clica y amplía información

ÉXITO ROTUNDO DE 'LORQUIANA' (RNE)

ÉXITO ROTUNDO DE 'LORQUIANA' (RNE)
Clica y amplía información

TWITTER GORKA ZUMETA

CARLOS ALSINA Y LOS 'GURÚES DE LA RADIO'

CARLOS ALSINA Y LOS 'GURÚES DE LA RADIO'
Cita a Gorka Zumeta y Radiochips en "La Cultureta" (Onda Cero Radio). Clica la foto

GORKA ZUMETA EN SPAINSKILLS 2017

27.02.2017. Gorka Zumeta coordinó y presentó los actos de una nueva edición de las SpainSkills 2017, organizadas por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, y desarrolladas en Ifema, en las que más de 300 estudiantes de FP de toda España compitieron por la excelencia.

GORKA ZUMETA EN INTERSICOP 2017

19.02.2017. Gorka Zumeta coordinó la comunicación y presentó los eventos de las actividades desarrolladas por la CEEAP (Confederación Española de Empresarios Artesanos Pasteleros), en el marco de la Feria Intersicop, celebrada en Ifema (Madrid), del 19 al 21 del pasado mes de febrero.

GORKA ZUMETA EN RNE, CON MENÉNDEZ

GORKA ZUMETA EN RNE, CON MENÉNDEZ
Clica y escucha la entrevista

13.02.2017. Gorka Zumeta fue uno de los invitados de Alfredo Menéndez, en “La Mañanas de RNE”, el pasado 13 de febrero, Día Mundial de la Radio. El editor de esta web participó junto con los corresponsales de RNE en Londres, París y Berlín en un espacio dedicado a la radio que se hace en estas capitales europeas, a las que intentó añadir el retrato de la radio española.

GORKA ZUMETA EN SPAINMEDIA RADIO

GORKA ZUMETA EN SPAINMEDIA RADIO
Clica y amplía información

El editor de esta web entrevistado en un podcast

“Confío en que los podcast, a futuro, sumen nuevos oyentes a la radio”

17.01.2017. Gorka Zumeta ha sido el invitado del programa “Forbes Daily”, de Spainmedia Radio, dirigido y presentado por Sergio F. Núñez, para hablar del ‘Universo Podcast’.

LA RADIO EN 2020 ¿FUTUROLOGÍA?

LA RADIO EN 2020 ¿FUTUROLOGÍA?
Clica y amplía información

RADIO GARDEN: RADIOS DEL MUNDO A UN CLIC

RADIO GARDEN: RADIOS DEL MUNDO A UN CLIC
Clica, viaja por el mundo y elige tu radio
item