“Mientras otros opinan, nosotros contamos noticias”

Es una frase de Alfredo Menéndez (RNE) que repite todos los días en su programa 

Reflexiones en torno al valor añadido que la radio aporta a la información 

Ésta es la frase que emplea todos los días Alfredo Menéndez, director de “Las Mañanas de RNE”, la radio pública. Es un eslogan que tiene en la competencia una de sus referencias. Un eslogan que llama la atención de quienes escuchamos con frecuencia a este periodista, que en el último EGM (1ª ola 2016) ha logrado sumar a su programa 99.000 oyentes más y situarse en la nada despreciable cifra de 1.010.000 oyentes. Por tanto ese número de oyentes sabe que la marca que distingue a la radio pública es que, desde ella, no se opina. Sólo se informa. Si lo hacen otros, allá ellos. Indirectamente, se refiere, a Pepa Bueno (SER), Carlos Herrera (Cope) y Carlos Alsina (Onda Cero) o Federico Jiménez Losantos (EsRadio).

Alfredo Menéndez, en RNE, con la cantante Chenoa y Ramón Arangüena
Las generalizaciones suelen resultar tan injustas como recurrentes. Y ante este eslogan, que me recuerda a aquellas campañas publicitarias, algo agresivas, en las que el fabricante de un producto pretende compararse con la competencia, ésta presentada con nombres y apellidos, me surgen una serie de reflexiones en torno al papel de la radio informativa en el siglo XXI.

Está claro que Menéndez reivindica la información, servida en plato frío, ante la opinión, casi siempre ofrecida en plato caliente. De Federico Jiménez Losantos, qué vamos a decir a estas alturas: si no ofreciera opinión, y por lo general bastante vehemente, no lograría atraer a la parroquia que le escucha cada día. Pero está escorada claramente hacia un lado de la balanza ideológica, y está en su derecho. Igual que en el quiosco convivieron durante una época larga los periódicos “El Alcázar” y “Egin”, que representaban las antípodas. Losantos critica la escena política, y hasta la adjetiva, a menudo, con calificativos de dudosa condición. Por eso le echaron los obispos de la Cope (pese a su sólido liderazgo) y a la presión del Gobierno, diana de sus dardos. A Losantos le escuchan quienes reúnen las mismas complicidades, pero también aquéllos que, lejos de coincidir con sus postulados ideológicos, deciden seguirle para conocer sus opiniones o, simplemente, para alimentar su morbo matinal.

Federico Jiménez Losantos en una imagen de la
revista Jot Down,
donde le hicieron una entrevista
Con Losantos se puede, o no, coincidir con lo que piensa o dice; pero no creo que haya nadie que ponga en tela de juicio su bagaje cultural y su capacidad de comunicación, y de atraer el interés de su parroquia. Probablemente, y por razones evidentes, en las que el insulto o la descalificación está presente, Losantos sea el periodista radiofónico al que más se escucha, y menos se oye, lo que dice mucho de su influencia, indudablemente venida a venos tras su salida de Cope y la creación de su propia cadena de radio.

Recuerdo cómo Losantos, tras el parto de EsRadio, manifestó su opinión de poner en marcha una cadena de radio online, lo que sin duda le conducía a apostar por la difusión de su señal a través de la red. Durante un tiempo EsRadio realizó la travesía del desierto. Pero ahora, esa radio de opinión vehemente, a la que sin duda, y de forma implícita recordaba Alfredo Menéndez en su frase-desiderátum, está creciendo. Después del crecimiento de Herrera, la cadena que más ha crecido en el último año ha sido EsRadio. En el último año, Federico Jiménez Losantos ha logrado atraer 106.000 oyentes, lo que supone un crecimiento de un 28 por ciento. Suma 484.000 oyentes, bordea pues el medio millón. La falta de controles fiables en su audiencia online impide poder sumar con precisión lo que le aporta su ‘poste online’. Pero estudios avalados por Audioemotion, en su día recogidos en esta web, confirman que el interés suscitado por EsRadio en la red es alto, o muy alto, si lo comparamos con el resto de cadenas radiofónicas que, teniendo más volumen que EsRadio, no están viviendo crecimientos de estas características.

Según esto, y a la vista de estos resultados, podríamos concluir que Federico Jiménez Losantos opina para tener más éxito. De hecho su éxito le llega, precisamente, por opinar. Bien. Prosigamos.

Carlos Herrera ejerce una enorme influencia
en sus editoriales en Cope
¿Qué ocurre con Carlos Herrera? Sin duda, que también opina y utiliza, como Losantos, adjetivos calificativos para referirse a algunos de los actores más protagonistas de nuestra vida política patria, aunque eso sí, de más bajo calibre. No es necesario citar a algunos de los nombres que han desfilado por los editoriales de Cope con más frecuencia. Entre ellos el del alcalde de Cádiz, “Kichi” (José María González) al que se refirió el periodista almeriense como “ignorante político”. Pero no sólo con este alcalde de la órbita de Podemos se mete Herrera. Sus editoriales reparten –y reparten bien- collejas para todos. Y se le sigue –y sus oyentes son muy fieles, hasta militantes “herrerianos”-, tal es su fuerza- para escuchar sus comentarios, basados, en ocasiones, en la suma del sentido común y el hastío del personal por la repetición de rutinas y actitudes que cansan al ciudadano. Pero es que, además, tratándose de Carlos Herrera, esos editoriales están impregnados de ironía, cuando no de sosa caustica.  Pero las gotas de humor no neutralizan la contundencia de sus críticas (ni tampoco creo que pretendan atemperarlas). Por aquí conecta muy bien con su perfil de oyente, ideológicamente de centro, o centro derecha, liberal y defensor de las tradiciones más enraizadas en la sociedad española. Y, como en el caso de Losantos, está en su derecho de hacerlo y mantiene fuerte y muy cohesionada a su parroquia.

Cristina López Schlichting,
fuerte carga ideológica en Cope
En el fin de semana, otra de las periodistas de Cope, Cristina López Schlichting, profesional de incuestionable prestigio y trayectoria, entrevistaba una mañana a Esperanza Aguirre. La lideresa se explayaba todo lo que quería defendiendo sus posturas e ideas. Al término de la charla, la periodista, al parecer, abducida o ensimismada en el aura aguirriana, le dijo: “qué bien se explica usted, señora Aguirre. Da gusto escucharla”. No creo, desde luego, que éste –el de confesarse devota de una invitada, de un clarísimo signo político- sea el mejor método para un profesional de la información que debe mantener su independencia en una caja fuerte.

¿Qué me dicen de Pepa Bueno, en la SER? Da la impresión de que necesita posicionarse como adalid de la progresía. Nunca hasta ahora había escuchado entrevistas tan viscerales, y enfrentadas, opositoras a los políticos de la derecha española, como hasta ahora. Que le pregunten a Mariano Rajoy, o a Esperanza Aguirre, por citar sólo dos ejemplos, cómo salen del estudio A1 de Gran Vía 32 tras ser entrevistados por la co-directora del “Hoy por Hoy” de la SER. Escaldados. Ni Iñaki Gabilondo, ni Carles Francino, emplearon nunca esta metodología tan agresiva, bastante descalificadora en sí misma, porque no la necesitaron. Los titulares se consiguen, así lo creo, desde la amabilidad, la cortesía y la confianza, no desde luego desde el enfrentamiento y la tensión inducida. No me gusta el periodismo al límite, no me atrae esa mutación de entrevista a interrogatorio. La dureza de quien pregunta bajo ese método, o media sonrisa forzada, inevitablemente se traslada al oyente y, salvo los muy hooligans, el resto termina por etiquetarla en negativo. Ni siquiera en un juicio se ha oído el tono inquisitorial marcado por Pepa, a la que reconozco otros valores profesionales, pero tampoco el de adaptarse al “sonido SER”, con el que no se la identifica.

Gemma Nierga y Pepa Bueno, un tándem que ha funcionado en términos de audiencia
Si Alfredo Menéndez ya ha elegido ‘club’, sólo nos queda Carlos Alsina. Me consta que el co-director de “Más de Uno” huye de la etiqueta ideológica como de la lepra. Sus monólogos, bien construidos y mejor presentados, intensos, a veces ‘ilustrados’ (con intervenciones de terceros), y siempre interesantes y esclarecedores, abundan en la explicación de los hechos, no en la opinión sobre los hechos. Existe una enorme diferencia –esencial, diría yo- en este planteamiento. Alsina ha repetido hasta la saciedad en varias entrevistas que “a mis oyentes no les interesa mi opinión, sino entender lo que pasa”.  Y a ello se dedica, en cuerpo y alma: cada día disecciona la actualidad en sus monólogos kilométricos que abarcan el primer agua del día, el afeitado, el peinado y hasta las abluciones menos decorosas. Alsina no sólo cuenta noticias, que sería el ámbito elegido por las mañanas de la radio pública, sino que va más allá, tratando de explicar lo que pasa, sin contaminar las interpretaciones con añadidos ideológicos. Es la apuesta de Alsina y, por extensión, la apuesta de Onda Cero, una cadena que ha apostado por la diversidad ideológica de sus grandes conductores. ¿Qué tienen que ver, si no, Julia Otero, con David del Cura (recién llegado de Moncloa, de servir en las filas de Soraya Saénz de Santamaría), con Isabel Gemio o el propio Alsina? Dejémoslo en ‘poco’. Alsina abomina del periodismo de trinchera o de púlpito. Le produce urticaria.

David del Cura, ahora al frente de "La
Brújula', en Onda Cero, con su anterior jefa,
la vicepresidenta Saénz de Santamaría
Tras este repaso, podría decirse que Alfredo Menéndez está en minoría, como Alsina, porque las opciones que triunfan –las que más apoyos suscitan- son las que apuestan por la identificación ideológica clara, las que cuelgan etiquetas de derecha, centro derecha o centro izquierda, según se apelliden Losantos, Herrera o Bueno, respectivamente. Esto nos debería llevar a concluir que los españoles prefieren saber de qué pie cojea el periodista al que escuchan, y se sienten cómodos navegando en la previsibilidad de su discurso y eligiendo la realimentación ideológica. Menéndez y Alsina, que coincidieron en Onda Cero, concuerdan en el planteamiento, pero el EGM les lleva la contraria. Alsina es consciente de que su opción no es la mayoritaria, pero a pesar de ello sigue defendiéndola y practicándola cada mañana, de 6:00 a 10:00 horas. Ofrecer datos, información, sin elementos ideológicos que contaminen o sesguen su explicación, creo, sinceramente, que es algo que cada vez se valora más, en un entorno en el que existe, tal vez, demasiada ideologización de los medios. Los datos son sagrados. La opinión es libre. Pero cada cosa en su momento. Y no siempre queda clara la inspiración.

¿Y qué pinta la irrupción de internet en este escenario, si es que algo pinta? Creo, honestamente, que pinta, y mucho. La red le ha robado a la radio el trono de la inmediatez. Las últimas horas llegan antes al Smartphone que al boletín informativo. Tanto es así que no sería una locura modificar la estructura programática de una cadena prescindiendo de los boletines e integrándolos en los programas, si todavía no fueran una referencia a las horas en punto para confirmar la información que ha llegado a través de internet, o ampliarla. ¿Qué le queda a la radio, aparte de la credibilidad que merece el medio? Las interpretaciones, las explicaciones, los porqués y, por supuesto, la opinión ante los hechos, la de los conductores y la de los contertulios. La radio no puede perder el valor añadido que indudablemente puede aportar, apoyada en su solidez. En este sentido, el discurso de Menéndez se quedaría anticuado, fuera de onda. La radio ya no puede dedicarse sólo a “contar noticias”, porque en este negociado tiene competencia muy fuerte. Debe cuidar, como digo, el valor añadido que es capaz de aportar y sentirse muy orgullosa de él. La radio tiene que seguir aportando, siempre con su sello de calidad muy presente. Y no olvidemos otro elemento que condiciona la fidelidad de un oyente: la prescripción del profesional, su imagen, el imán que es capaz de ejercer ante el oyente que en el caso de la radio es imbatible, por mucho internet que se meta en medio.

Tambien te puede interesar:

slider 5339933361246367887

Publicar un comentario

  1. Muy de acuerdo con tu reflexión sobre los boletines informativos. La emisora que mejor se ha adaptado a los tiempos actuales es la Cope, que los integra dentro de los programas e incluso incluyen una dosis de opinión en La Tarde de Expósito. Para mí, eso es el futuro.

    ResponderEliminar

emo-but-icon

PODCAST IMPRESCINDIBLE PARA EL VERANO

VERANO 2017: ¡ABIERTO POR VACACIONES!

VERANO 2017: ¡ABIERTO POR VACACIONES!
Clica y amplía información

DEMANDA CONTRA LA DGT DE 'SUS VOCES'

DEMANDA CONTRA LA DGT DE 'SUS VOCES'
Clica y amplía información

CARLOS ALSINA Y LOS 'GURÚES DE LA RADIO'

CARLOS ALSINA Y LOS 'GURÚES DE LA RADIO'
Cita a Gorka Zumeta y Radiochips en "La Cultureta" (Onda Cero Radio). Clica la foto

CARLOS ALSINA: UN NIÑO DE LA #RADIO

CARLOS ALSINA: UN NIÑO DE LA #RADIO
Clica y amplía información

J. DEL PINO (SER) "NO QUERÍA SER PERIODISTA"

J. DEL PINO (SER) "NO QUERÍA SER PERIODISTA"
Clica y amplía información

HÉCTOR FERNÁNDEZ DIRIGIRÁ 'RADIOESTADIO''

HÉCTOR FERNÁNDEZ DIRIGIRÁ 'RADIOESTADIO''
Clica y amplía información

EL EMBRIÓN DE 'LA PODCASTECA' (SEPTIEMBRE)

EL EMBRIÓN DE 'LA PODCASTECA' (SEPTIEMBRE)
Clica y amplía información

AGRADECIMIENTO DEL EDITOR (¡Y UN REGALO!)

AGRADECIMIENTO DEL EDITOR (¡Y UN REGALO!)
Clica y lee la reflexión de Gorka Zumeta

Mis vértigos y mis miedos

Un simple gracias a veces no es tan simple

Alcanzar las 2.000.000 de páginas vistas para un blog que nació humilde, modesto, en 2011 y que mejoró su aspecto en 2013, pasando a ser web, es un auténtico triunfo. Han sido varios años de trabajo continuado, pero feliz, porque la radio ha sido parte de la razón de mi existencia. Continúa leyendo.

TWITTER AUTOR

GORKA ZUMETA EN SPAINSKILLS 2017

27.02.2017. Gorka Zumeta coordinó y presentó los actos de una nueva edición de las SpainSkills 2017, organizadas por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, y desarrolladas en Ifema, en las que más de 300 estudiantes de FP de toda España compitieron por la excelencia.

GORKA ZUMETA EN INTERSICOP 2017

19.02.2017. Gorka Zumeta coordinó la comunicación y presentó los eventos de las actividades desarrolladas por la CEEAP (Confederación Española de Empresarios Artesanos Pasteleros), en el marco de la Feria Intersicop, celebrada en Ifema (Madrid), del 19 al 21 del pasado mes de febrero.

GORKA ZUMETA EN RNE, CON MENÉNDEZ

GORKA ZUMETA EN RNE, CON MENÉNDEZ
Clica y escucha la entrevista

13.02.2017. Gorka Zumeta fue uno de los invitados de Alfredo Menéndez, en “La Mañanas de RNE”, el pasado 13 de febrero, Día Mundial de la Radio. El editor de esta web participó junto con los corresponsales de RNE en Londres, París y Berlín en un espacio dedicado a la radio que se hace en estas capitales europeas, a las que intentó añadir el retrato de la radio española.

GORKA ZUMETA EN SPAINMEDIA RADIO

GORKA ZUMETA EN SPAINMEDIA RADIO
Clica y amplía información

El editor de esta web entrevistado en un podcast

“Confío en que los podcast, a futuro, sumen nuevos oyentes a la radio”

17.01.2017. Gorka Zumeta ha sido el invitado del programa “Forbes Daily”, de Spainmedia Radio, dirigido y presentado por Sergio F. Núñez, para hablar del ‘Universo Podcast’.

LA RADIO EN 2020 ¿FUTUROLOGÍA?

LA RADIO EN 2020 ¿FUTUROLOGÍA?
Clica y amplía información

LAS RADIOS DEL MUNDO A UN CLIC

LAS RADIOS DEL MUNDO A UN CLIC
Clica, viaja por el mundo y elige tu radio
item